Mi lista de blogs

lunes, 5 de noviembre de 2007

A PESAR DE TODO, HOY NO SE ACABA EL MUNDO...

Cada uno sabe por qué entró en el blog de sexo de el mundo, pero lo que si sabemos todos es por qué nos quedamos algún tiempo. La riqueza de un lugar así casi nunca viene dada por el que nos guía, por el que induce un tema, sino por los comentarios, las aportaciones, las vivencias, que hacen que una vez leídas, o bien, te animen a escribir o bien esperes con avidez la llegada del próximo día.

Yo entré un mediodía, ya no recuerdo qué escribí, por ahí tiene que estar, lo que si recuerdo es que mis puntos hicieron que alguien me contestara, y con ello empezará un cierto diálogo en los que éramos mencionados. El primero que se dirigió a Diógenes, fue YoClaudio, no sé si os acordaréis de él, pero desapareció lamentablemente del blog hace mucho tiempo.

Lo que resume mis relaciones del blog es la gente especial que he conocido. A algunos simplemente leyéndolos, a otros, a través de correos, algunos otros con una conversación telefónica y en contadas ocasiones y en esto he tenido una inmensa suerte, conociéndolos en persona. No me arrepiento de haber conocido a ninguno de esos seres especiales, es más, a algunos les echo mucho de menos.

Me había acostumbrado a entrar a primera hora de la mañana para ver el tema que tocaba, y a continuación dejaba escapar los dedos para en algunas ocasiones intentar ayudar con mi experiencias, aunque en otras me iba por los Cerros de Ubeda, con alguna sandez. Lo que si puedo deciros es que nunca he mentido, y aquello que os he contado como mi experiencia durante tanto tiempo ha sido cierto.

La primera vez que quise poner una opinión me exigieron un pseudónimo. Me acordé de las novelas de Orson Scott Card, las historias de Ender, y pensé en Demóstenes o Hegemón, pero curiosamente al intentar escribir Demóstenes, puse Diógenes... y me dije cínicamente... sea.

Luego vinieron las etapas oscuras del blog, cuando empezaron con las censuras, y la falta de atención para saber llevarlo día a día, pero esta mañana, he visto que aunque muchos de los foreros habían dejado de participar, seguían ahí.

El escribir diariamente me hizo también embarcarme en otras aventuras. Una es este blog de reciente creación, que junto al de Viktor, y creo que el de algunos otros, ha servido de unión para seguir hablando, compartiendo, encontrándonos...

La otra aventura es un proyecto que, pienso, pronto verá la luz. Y es un “libro” y lo pongo entre comillas porque esta palabra me da mucho respeto. “El retiro de Diógenes” es una historia en el tiempo, de un otoño a una primavera, y viene a resumir mis pensamientos, mis experiencias, mi forma de caminar por la vida. En un principio mi único objetivo eran dos lectores, mi mujer y mi hija, para que ellas supieran siempre quién era yo, pero algún buen amigo me ha convencido para hacer algo más grande el círculo, y por eso, quizás algún día veáis el título que os he dicho, junto a un nombre que no os sonará de nada. Sí, seré yo.

He pensado en nombrar a todos aquellos que os habéis cruzado en mi camino, pero tengo la inmensa preocupación de dejarme algún nombre. A ti, Happy, si que te nombro, simplemente porque eres el mejor de casi todos nosotros, y no lo digo por tus tendencias, creencias, o habilidades sexuales, lo digo por tu humanidad.

En fin... ya explico en este blog, lo que son los puntos suspensivos para mí, no lo volveré a repetir, y os habréis dado cuenta que en este recuerdo, he sido comedido.

Aquí seguiré viniendo, aquí os esperaré a todos aquellos que lo deseéis. Pensad que si a pesar del tiempo, hay algo que nos sigue uniendo, es que, realmente, algo hay en común... búsquedas, anhelos, sentimientos, formas de vivir la vida... llamarlo como queráis...

Saludos, besos, y abrazos, para todas, y todos...

Diógenes.

7 comentarios:

Viktor dijo...

Casualmente acabo de escribir sobre el foro de elmundo.es en mi blog. Sé que queda fatal, pero no tengo muchos ánimos para reescribirlo aquí, así que pasaos por allí y podéis ver mi punto de vista, me temo que no muy positivo.

En otro orden de cosas, siempre he salvado y salvaré (como no podía ser de otro modo) de esa aventura literaria en la que todos participamos a los compañeros de autoría que, en diferentes grados de asiduidad y destreza, enriquecieron aquel mosaico e hicieron, a las veces, que brillase como pocas cosas han brillado por aquí en los últimos tiempos. Lástima que todo se acabe (y no hoy, precisamente).

Así que, ánimo, Diógenes, y el resto. Seguiremos viéndonos, claro. Y nunca dejéis de hacer literatura.

Besos,

V.

Anónimo dijo...

Buenos días,

Yo muy literaria nunca he sido en mis aportaciones, la verdad, pero quería venir aquí personalmente a darte las gracias. Quizá no lo recuerdes, pero hace ya bastante tiempo me diste un consejo que me ha ayudado a que todos mis miedos desaparezcan. Y es que me acosejaste que hablara con mi pareja sobre mis problemas en nuestras relaciones sexuales. Y lo he hecho. Y he ganado tanto con tan poco que me arrepiento de no haberlo hecho antes. Y aunque te suene extraño, cuando lo hice, me acordé de tí. Por eso quería darte las gracias.

Ayer cuando abrí el blog, iba directa a contarlo y darte las gracias en público, pero me encontre con el pastel... así que... Aquí estoy para decirtelo. GRACIAS!!!

M@ra

Viktor dijo...

Bueno, M@ra, no sé si te diriges a mí o a Diógenes, porque, al fin y al cabo éste es su blog. Si es a mí (recuerdo haberte dicho algo en ese sentido, pero es algo que repito mucho, así que me puedo estar equivocando), me siento muy contento de haberte ayudado. Ya sabes por dónde andamos, tanto Diógenes como yo. Un beso,

Viktor

Anónimo dijo...

Pues no, como bien dices no se acaba el mundo. Todo cuando acaba da comienzo a una nueva etapa, aunque sea ociosa, sin sustancia, sin sentido...ya se lo iremos dando.

Por mi parte, los comentarios que dejé y leí, me abrieron una ventana hacía un mundo que siempre me inquietaba, al que pocas veces me había atrevido a entrar. Comentar vivencias y experiencias que me incomodan hablarlas aunque sea con amigos. No sé si por miedo, educación o vergüenza, pero aquí sigo, oculto detrás de esta pantalla.

Llevo con mi pareja desde los 18 años, acercándome vertiginosamente al medio siglo, muchos años de vida en común y vida sexual muy satisfactoria, pero creo que la mayor parte de las aportaciones han salido de mis ‘perversiones’ según ella, pero se me quedan todas en el tintero, porque no he podido/querido ir más allá del sexo de alcoba....
Las inquietudes las sigo teniendo, pero veo que ya va siendo tarde, porque no encuentro ni la más mínima intención de cambio en los próximos años, me he cansado de insistir en descubrir nuevas fronteras, cada incursión en ellas aunque comentadas, eran rápidamente censuradas, solo me han servido para mantener la excitación y la ilusión de realizarlas algún día...

Nunca he puesto un e-mail de contacto, ni he intentado ligar en la red, ni hacer amigos fuera del circulo normal...no sabría explicar por qué lo hago ni tendría tiempo para tomarme unas cervecitas con los ciber-amigos. Lástima.

Ahora leo el naturablog del mundo y me voy olvidando de las perversiones...


Zángano

Happy dijo...

Querido Maestro:

Uffff..... Permitame discrepar de sus palabras... no no soy el más humano de todos nosotros. En absoluto.

Maestro, no sabe usted que he estado casi dos meses desconectado del mundo mundial, con una vorágine laboral que ni Sarkozy (o como se escriba).

El cierre del blog del mundo es una auténtica pena... pero tengo información de primera mano muy valiosa, y ojo que los sexologos andan preparando algo... supongo que nos enteraremos.

Por lo demás, sigo en mi linea, viviendo muy intensamente, como siempre he hecho. Trabajo, juego, salog de marcha, ligo y amo intensamente. LLevo ya 7 meses viviendo sin mi mujer y sin tele, imaginate el cambio radical.

Estoy en una etapa de creatividad máxima, de modo que escribo, escribo y escribo... y a la vez, tengo una musa, más bien un muso, o más bien un musito, que me inspira mil y un pensamientos bellos, bellísimos.

¿Estabilidad? La justa Maestro. Mi trabajo y mi familia hacen que tenga unas responsabilidades máximas... pero los fines de semana se convierten en aventuraas muchas de ellas inenerrables.

Vivo diviertondome, que ya está bien... y en este proceso estoy conociendo a gente muy maja, diferente, de espectros sociales muy diferentes a los que solia conocer. A la vez, reconozco a mis amigos, muchos de ellos con graves problemas.

Y ella, mi ex... como siempre, está ahí, siendo la mujer más maravillosa del mundo. Sigue siendo mi mejor amiga.

Por lo demás, decirle maestro que echaré muy en falta sus consejos, y que me vendría bien exponerle, en privado, mi situación actual, para que me de uno de sus sabios consejos.

Le quiere y le aprecia


Happy

Anónimo dijo...

Happy,

Me alegro por lo de la tele. Ahora tu también puedes gritar: "¡No! YO soy Espartaco!"

besos

Snowhite

ARTURO dijo...

Yo también he visitado alguna que otra vez el blog. He aprendido muchas cosas de la sexualidad que desconocía. Los comentarios que se han expuesto; algunos, han sido verdaderamente buenos. Los temas estaban muy bien enfocados y la literatura de presentación del tema gozaba de un lenguaje muy sencillo que no creaba confusión en la mayoría de los casos. En fin, creo que esto es como todo. Algo aparecerá o ya esta por ahí que suplirá esta laguna que queda. Un saludo para todos.