Mi lista de blogs

miércoles, 25 de junio de 2008

LILIT...


Lilit fue la primera esposa de Adán, anterior a Eva, que abandonó el Edén para instalarse a orillas del mar Rojo junto a Samael y otros demonios.

Lilit es la diablesa que rapta a los niños de la cuna cuando no quieren dormir…

La palabra lil significaba viento, aire, espíritu, y es de origen mesopotámico. Más tarde la adoptaron los judíos exiliados en Babilonia bajo la forma Lilith.

Su leyenda decía:


“Adán y Lilit nunca pudieron estar juntos, pues cuando él deseaba tener relaciones sexuales con ella, Lilit se sentía ofendida por la postura acostada que él le exigía. «¿Por qué he de acostarme debajo de ti? yo también fui hecha con polvo, y por lo tanto soy tu igual». Como Adán trató de obligarla a obedecer, Lilit, encolerizada, pronunció el nombre mágico de Dios, se elevó por los aires y lo abandonó.


Saliendo del Edén fue a dar a las orillas del Mar Rojo. Allí se entregó a la lujuria con éstos, dando a luz a los lilim seres cubiertos de pelos. Cuando tres ángeles de Dios fueron a buscarla, ella se negó. El cielo la castigó haciendo que muriesen cien de sus hijos al día. Desde entonces las tradiciones judías medievales dicen que ella intenta vengarse matando a los niños menores de ocho días, incircuncisos.”


Lullaby… se les canta a los niños para decir adiós a Lilit, más, nunca me la cantéis a mi, por favor… dejad que me lleve.


6 comentarios:

Froiliuba dijo...

Gracias por traer esa leyenda, no la conocía.

Qué torpe Adán eh, con la de posturitas que hay y dejar que se le escape la moza por una simple cuestión técnica...

:-))

Belén dijo...

Y lo mala que era Lilith?

Yo a mi primera perra la llamé así, ea, porque si...

Besicos

ARTURO dijo...

Hola Diógenes ya estoy de nuevo con vosotros después de mí aventura por tierras americanas.

Yolanda dijo...

Como dice un amigo mio, a menudo en la vida hay que elegir entre tener razón o ser feliz.

Besos.

Mus dijo...

> “Adán y Lilit nunca pudieron estar juntos, pues cuando él deseaba tener relaciones sexuales con ella, Lilit se sentía ofendida por la postura acostada que él le exigía.[...]"

Falso de toda falsedad, proclamo. Yo no sé de dónde se saca la gente estas cosas, es indignante.

Todo el mundo sabe que Adán la tenía canijésima y por ello no podía consumar, hasta el punto de que a su esposa, que en realidad se llamaba Eva, todo el mundo la llamaba Lilit en alusión mordaz a lo liliputiense de la verga de su santo.

Y todo el mundo sabe que Adán se la pasaba comiendo manzanas como si fuera un poseso estreñido, y que su mujer se aplicaba al conejo con mucha delectación una bicha del lugar que, aparte de su sugerente y evidente aspecto fálico, la hacía ver el cielo con sus habilidades linguales. No resultaba tan difícil hacerla ver el cielo ya que lo tenía allí mero, pero eso es otra historia y de todos modos el imbécil de Adán estaba por uvas. Digo, por manzanas. ¡pomófilo gilipollas!

Además, ¿qué es eso de mantener relaciones sexuales? N'ombre, no, el cielo no se tienen relaciones sexuales, ¡se folla!

Bueno, creo.

Ana Ortiz dijo...

Leyenda hasta hoy desconocida.
Atrapante la forma en la que la has narrado.
Gracias por traera a estos días.